Noticias de Venezuela. Investigación e informaciones confirmadas

Más de 1.500 personas esperan para comprar en la tienda EPK de Barcelona

Efectivos castrenses y funcionarios policiales custodian tienda de ropa infantil en Anzoátegui tras anuncio de descuento

Share Button

Efectivos castrenses impiden que se hagan fotos y videos dentro del Centro Comercial Puente Real en Barcelona, pues aseguran que está prohibido | Foto: Giovanna Pellicani

Barcelona.- Hasta las 2:00 pm tuvieron que esperar más de 1.500 personas para entrar a comprar a la tienda EPK, ubicada en el Centro Comercial Puente Real, de Barcelona, en el estado Anzoátegui.

Desde tempranas horas de la mañana mujeres y hombres aguardaban a las afueras del establecimiento capitalino para aprovechar el descuento de 70% anunciado el día de hoy.

El centro comercial debió abrir a las 8:00 am, pero la fuerte cantidad de personas que obstaculizaban las cinco entradas del lugar atemorizó a los dueños de los más de 120 negocios que hay en su interior.

Fue pasadas seis horas y tras la llegada de efectivos castrenses, funcionarios policiales y Bomberos del estado Anzoátegui que comenzaron a vender.

Personas esperando en cola para poder comprar | Foto: Giovanna Pellicani

Missel Torres tiene una tienda de zapatos en dicho establecimiento y contó que desde 10:00 am la turba de gente amenazaba con entrar a la fuerza al lugar.

Lea también: Nueve horas tardan clientes de Maracaibo para comprar en tiendas EPK

“Gritaban que iban a saquear, pero no queríamos abrir porque eran muchos y no estaba aquí la Guardia Nacional. Sólo estaban unos pocos policías y ellos no iban a custodiar nuestros negocios”.

Contó que los rumores de que iban a obligar a la cadena de ropa infantil a bajar los costos se iniciaron en horas de la noche del lunes y en horas de la madrugada los vigilantes comenzaron a ver que un grupo de personas se aglomeraba afuera del centro comercial.

Personas esperando en cola para poder comprar | Foto: Giovanna Pellicani

Satisfechos

Una de las que hna podido comprar en la tienda EPK es Leila Mota, quién gastó Bs 36 mil en dos blusas y la misma cantidad en pantalones para su hija.

“La semana pasada yo vine y un pantalón costaba Bs 56”, aseguró.

Mariela Aguilar dijo sentirse satisfecha, pues reveló que gastó Bs 150 mil en varias piezas para revenderlas a sus compañeros de trabajo, pues consideró que es una medida que está dando el Gobierno para que los venezolanos se ayuden.

“Algunos se ayudan comprando estrenos de marca y baratos, pero como yo no tengo hijos me ayudo vendiendo las piezas un poco más caras y así pago el alquiler de la habitación donde vivo”.

Aguilar llegó a las 6:00 am al centro comercial y salió a las 5:00 pm con sus compras.

Share Button

Comentarios

pito

RELACIONADOS